Neurocirujanos en Ciudad de México, D. F.

Dr. Teódulo Domingo Valenzuela Hernández

Neurocirujano y Cirujano de Columna

Centro Médico Dalinde y Hospital Angeles del Pedregal, Cd. de México, DF

Dr. Teódulo Domingo Valenzuela Hernández - Neurocirujano y Cirujano de Columna en Cd. de México, DF

Política de Privacidad
SERVICIOS MÉDICOS
Los   tumores   de   la   médula   espinal   son   masas   de   células   anormales   que   crecen   en   la   médula espinal,   entre   su   vaina   protectora   o   sobre   la   superficie   que   cubre   la   médula   espinal.   Cada año    en    Estados    Unidos,    aproximadamente    10.000    personas    desarrollan    tumores    de    la médula   espinal.   La   mayoría   de   los   tumores   no   cancerosos   se   forman   dentro   de   la   médula espinal   en   vez   de   diseminarse   a   otras   partes   del   cuerpo.   Estos   se   denominan   tumores primarios   y   generalmente   son   no   cancerosos   (benignos).   Los   cánceres   de   la   médula   espinal primarios   pocas   veces   se   diseminan   a   otras   partes   del   cuerpo.   Esto   es   poco   común,   lo   que ha   puesto   a   los   tumores   de   la   médula   espinal   en   el   centro   de   la   investigación   científica,   dado que    sus    características    exclusivas    podrían    sugerir    nuevos    métodos    de    prevención    y tratamiento del cáncer.   Los   tumores   espinales    pueden   ocurrir   dentro   de   la   médula   (intramedulares),   dentro   de   las meninges   (membranas)   que   cubren   la   médula   espinal   (extramedulares   -   intradurales),   entre las   meninges   y   los   huesos   de   la   columna   (extradurales)   o   pueden   extenderse   desde   otros sitios. La   mayoría   son   extradurales.   Pueden   ser   tumores   primarios   que   se   originan   en   la   columna dorsal   o   tumores   secundarios   que   son   el   resultado   de   la   diseminación   de   cáncer   metástasis desde   otros   sitios,   principalmente   el   pulmón,   las   mamas,   la   próstata,   el   riñón   o   la   glándula tiroides.   Cualquier    tipo    de    tumor    puede    ocurrir    en    la    columna    vertebral,    incluido    el    linfoma,    los tumores   leucémicos,   los   mielomas   y   otros.   Un   pequeño   porcentaje   de   los   tumores   espinales ocurre   dentro   de   los   nervios   de   la   médula   espinal   en   sí   y   consisten,   con   más   frecuencia,   de ependimomas y otros gliomas.   La   causa   de   los   tumores   espinales   primarios   es   desconocida   y   algunos   están   asociados   con defectos genéticos. El tumor espinal es mucho menos común que eltumor cerebral primario.   A   medida   que   crece,   el   tumor   afecta   las   células   de   la   médula   espinal,   las   raíces   nerviosas, las    meninges,    los    vasos    sanguíneos    o    los    huesos    de    la    columna.    El    tumor    ocasiona síntomas   a   causa   de   la   compresión   de   la   médula   espinal   o   de   las   raíces   nerviosas   (similar   al trauma   de   la   médula   espinal),   invasión   de   células   normales   por   el   tumor,   o   isquemia   (falta   de oxígeno) que resulta de la obstrucción de los vasos sanguíneos.   Síntomas   Los   tumores   la   médula   espinal   generalmente   se   forman   lentamente   y   empeoran   con   el tiempo.   Pueden   causar   muchos   síntomas   según   su   ubicación.   Los   síntomas   se   manifiestan cuando   el   tumor   presiona   sobre   la   médula   espinal   o   los   nervios   que   salen   de   la   médula espinal.   Los   tumores   también   podrían   disminuir   el   flujo   de   sangre   a   la   médula   espinal.   Los síntomas comunes incluyen:   -   Dolor:   el   dolor   en   la   espalda   es   generalmente   el   síntoma   más   notable;   no   obstante,   la presión   en   la   médula   espinal   puede   desencadenar   dolor   que   se   siente   como   si   viniera   de diferentes   regiones   del   cuerpo.   Este   dolor,   a   veces   severo,   es   también   constante   y   puede   ser ardiente y fuerte. -   Cambios   en   la   sensibilidad:   estos   pueden   manifestarse   como   entumecimiento,   cosquilleo, disminución de la sensibilidad por los cambios de temperatura o por el frío. -    Problemas    motores:    tumores    que    dificultan    la    comunicación    nerviosa    puede    causar síntomas    en    los    músculos,    como    debilidad    muscular    progresiva    o    pérdida    de    control intestinal o de la vejiga.   La   región   del   cuerpo   afectada   por   los   síntomas   varían   según   la   ubicación   del   tumor   sobre   la médula   espinal.   En   general,   los   síntomas   ocurren   en   regiones   del   cuerpo   que   están   al mismo nivel o por debajo del tumor.    
TUMORES ESPINALES
INSTRUMENTACIÓN

Neurocirujanos en Ciudad de México, D. F.

Dr. Teódulo Domingo Valenzuela Hernández - Neurocirujano y Cirujano de Columna en Cd. de México, DF

SERVICIOS MÉDICOS
Los    tumores    de    la    médula    espinal    son masas   de   células   anormales   que   crecen   en la   médula   espinal,   entre   su   vaina   protectora o   sobre   la   superficie   que   cubre   la   médula espinal.     Cada     año     en     Estados     Unidos, aproximadamente          10.000          personas desarrollan   tumores   de   la   médula   espinal. La   mayoría   de   los   tumores   no   cancerosos se   forman   dentro   de   la   médula   espinal   en vez    de    diseminarse    a    otras    partes    del cuerpo.     Estos     se     denominan     tumores primarios       y       generalmente       son       no cancerosos   (benignos).   Los   cánceres   de   la médula    espinal    primarios    pocas    veces    se diseminan   a   otras   partes   del   cuerpo.   Esto   es poco   común,   lo   que   ha   puesto   a   los   tumores de    la    médula    espinal    en    el    centro    de    la investigación   científica,   dado   que   sus   características   exclusivas   podrían   sugerir   nuevos métodos de prevención y tratamiento del cáncer.   Los   tumores   espinales    pueden   ocurrir   dentro   de   la   médula   (intramedulares),   dentro   de las   meninges   (membranas)   que   cubren   la   médula   espinal   (extramedulares   -   intradurales), entre   las   meninges   y   los   huesos   de   la   columna   (extradurales)   o   pueden   extenderse   desde otros sitios. La    mayoría    son    extradurales.    Pueden    ser    tumores    primarios    que    se    originan    en    la columna   dorsal   o   tumores   secundarios   que   son   el   resultado   de   la   diseminación   de   cáncer metástasis   desde   otros   sitios,   principalmente   el   pulmón,   las   mamas,   la   próstata,   el   riñón   o la glándula tiroides.   Cualquier   tipo   de   tumor   puede   ocurrir   en   la   columna   vertebral,   incluido   el   linfoma,   los tumores    leucémicos,    los    mielomas    y    otros.    Un    pequeño    porcentaje    de    los    tumores espinales   ocurre   dentro   de   los   nervios   de   la   médula   espinal   en   sí   y   consisten,   con   más frecuencia, de ependimomas y otros gliomas.   La   causa   de   los   tumores   espinales   primarios   es   desconocida   y   algunos   están   asociados con   defectos   genéticos.   El   tumor   espinal   es   mucho   menos   común   que   eltumor   cerebral primario.   A    medida    que    crece,    el    tumor    afecta    las    células    de    la    médula    espinal,    las    raíces nerviosas,   las   meninges,   los   vasos   sanguíneos   o   los   huesos   de   la   columna.   El   tumor ocasiona   síntomas   a   causa   de   la   compresión   de   la   médula   espinal   o   de   las   raíces nerviosas   (similar   al   trauma   de   la   médula   espinal),   invasión   de   células   normales   por   el tumor,    o    isquemia    (falta    de    oxígeno)    que    resulta    de    la    obstrucción    de    los    vasos sanguíneos.   Síntomas   Los   tumores   la   médula   espinal   generalmente   se   forman   lentamente   y   empeoran   con   el tiempo.    Pueden    causar    muchos    síntomas    según    su    ubicación.    Los    síntomas    se manifiestan   cuando   el   tumor   presiona   sobre   la   médula   espinal   o   los   nervios   que   salen   de la   médula   espinal.   Los   tumores   también   podrían   disminuir   el   flujo   de   sangre   a   la   médula espinal. Los síntomas comunes incluyen:   -   Dolor:   el   dolor   en   la   espalda   es   generalmente   el   síntoma   más   notable;   no   obstante,   la presión   en   la   médula   espinal   puede   desencadenar   dolor   que   se   siente   como   si   viniera   de diferentes   regiones   del   cuerpo.   Este   dolor,   a   veces   severo,   es   también   constante   y   puede ser ardiente y fuerte. -    Cambios    en    la    sensibilidad:    estos    pueden    manifestarse    como    entumecimiento, cosquilleo, disminución de la sensibilidad por los cambios de temperatura o por el frío. -   Problemas   motores:   tumores   que   dificultan   la   comunicación   nerviosa   puede   causar síntomas   en   los   músculos,   como   debilidad   muscular   progresiva   o   pérdida   de   control intestinal o de la vejiga.   La   región   del   cuerpo   afectada   por   los   síntomas   varían   según   la   ubicación   del   tumor   sobre la   médula   espinal.   En   general,   los   síntomas   ocurren   en   regiones   del   cuerpo   que   están   al mismo nivel o por debajo del tumor.    
TUMORES ESPINALES
Dr. Teódulo Domingo Valenzuela Hernández

Neurocirujano y Cirujano de Columna

Centro Médico Dalinde y Hospital Angeles del Pedregal, Cd. de México, DF

Neurocirujanos en Ciudad de México, D. F.

Dr. Teódulo Domingo Valenzuela Hernández

Neurocirujano y Cirujano de Columna en Cd. de México, DF

SERVICIOS MÉDICOS
Los   tumores   de   la   médula   espinal   son   masas   de células     anormales     que     crecen     en     la     médula espinal,    entre    su    vaina    protectora    o    sobre    la superficie   que   cubre   la   médula   espinal.   Cada   año en     Estados     Unidos,     aproximadamente     10.000 personas     desarrollan     tumores     de     la     médula espinal.   La   mayoría   de   los   tumores   no   cancerosos se   forman   dentro   de   la   médula   espinal   en   vez   de diseminarse   a   otras   partes   del   cuerpo.   Estos   se denominan   tumores   primarios   y   generalmente   son no    cancerosos    (benignos).    Los    cánceres    de    la médula      espinal      primarios      pocas      veces      se diseminan   a   otras   partes   del   cuerpo.   Esto   es   poco común,    lo    que    ha    puesto    a    los    tumores    de    la médula    espinal    en    el    centro    de    la    investigación científica,   dado   que   sus   características   exclusivas podrían   sugerir   nuevos   métodos   de   prevención   y tratamiento del cáncer.   Los   tumores   espinales    pueden   ocurrir   dentro   de la      médula      (intramedulares),      dentro      de      las meninges    (membranas)    que    cubren    la    médula espinal   (extramedulares   -   intradurales),   entre   las meninges      y      los      huesos      de      la      columna (extradurales)    o    pueden    extenderse    desde    otros sitios. La   mayoría   son   extradurales.   Pueden   ser   tumores primarios   que   se   originan   en   la   columna   dorsal   o tumores   secundarios   que   son   el   resultado   de   la diseminación    de    cáncer    metástasis    desde    otros sitios,    principalmente    el    pulmón,    las    mamas,    la próstata, el riñón o la glándula tiroides.   Cualquier    tipo    de    tumor    puede    ocurrir    en    la columna   vertebral,   incluido   el   linfoma,   los   tumores leucémicos,    los    mielomas    y    otros.    Un    pequeño porcentaje   de   los   tumores   espinales   ocurre   dentro de    los    nervios    de    la    médula    espinal    en    sí    y consisten,   con   más   frecuencia,   de   ependimomas   y otros gliomas.   La   causa   de   los   tumores   espinales   primarios   es desconocida     y     algunos     están     asociados     con defectos    genéticos.    El    tumor    espinal    es    mucho menos común que eltumor cerebral primario.   A   medida   que   crece,   el   tumor   afecta   las   células   de la     médula     espinal,     las     raíces     nerviosas,     las meninges,   los   vasos   sanguíneos   o   los   huesos   de la   columna.   El   tumor   ocasiona   síntomas   a   causa de   la   compresión   de   la   médula   espinal   o   de   las raíces   nerviosas   (similar   al   trauma   de   la   médula espinal),   invasión   de   células   normales   por   el   tumor, o   isquemia   (falta   de   oxígeno)   que   resulta   de   la obstrucción de los vasos sanguíneos.   Síntomas   Los   tumores   la   médula   espinal   generalmente   se forman    lentamente    y    empeoran    con    el    tiempo. Pueden     causar     muchos     síntomas     según     su ubicación.   Los   síntomas   se   manifiestan   cuando   el tumor    presiona    sobre    la    médula    espinal    o    los nervios    que    salen    de    la    médula    espinal.    Los tumores    también    podrían    disminuir    el    flujo    de sangre     a     la     médula     espinal.     Los     síntomas comunes incluyen:   -   Dolor:   el   dolor   en   la   espalda   es   generalmente   el síntoma   más   notable;   no   obstante,   la   presión   en   la médula   espinal   puede   desencadenar   dolor   que   se siente   como   si   viniera   de   diferentes   regiones   del cuerpo.    Este    dolor,    a    veces    severo,    es    también constante y puede ser ardiente y fuerte. -     Cambios     en     la     sensibilidad:     estos     pueden manifestarse     como     entumecimiento,     cosquilleo, disminución   de   la   sensibilidad   por   los   cambios   de temperatura o por el frío. -    Problemas    motores:    tumores    que    dificultan    la comunicación   nerviosa   puede   causar   síntomas   en los   músculos,   como   debilidad   muscular   progresiva o pérdida de control intestinal o de la vejiga.   La   región   del   cuerpo   afectada   por   los   síntomas varían    según    la    ubicación    del    tumor    sobre    la médula   espinal.   En   general,   los   síntomas   ocurren en   regiones   del   cuerpo   que   están   al   mismo   nivel   o por debajo del tumor.    
TUMORES ESPINALES

Neurocirugía en Ciudad de

México, D. F.

Dr. Teódulo Domingo Valenzuela H.

Neurocirujano y Cirujano de Columna

en Cd. de México, DF

Dr. Teódulo Domingo Valenzuela Hernández

Neurocirujano y Cirujano de Columna

Centro Médico Dalinde Hospital Angeles del Pedregal Cd. de México, DF